miércoles, 14 de diciembre de 2011

La defensa del monopolio del papel.

Como era de esperar, los socios privados del sangriento negocio Papel Prensa – recuérdese como obtuvieron la empresa gracias a su coautoría en la dictadura genocida-, Clarín y La Nación, han salido con todo su poder de fuego buscando construir un relato fantástico y victimizador que oculte su real posición en lo que al insumo fundamental de la prensa escrita se refiere.
Argumentando mentiras y disparates que obviamente incluyen el verso entorno a cuanto se afectaría la libertad de expresión, pretenden ocultar el monopolio que poseen sobre la producción, distribución y venta del papel que justamente es en la práctica, un poder que les permite regular esa libertad de expresión.
En tanto accionistas mayoritarios de la Papel Prensa, Clarín y La Nación controlan el 95% del mercado del papel para diarios del país – el 5% restante se importa-, lo que les permite fijar un precio diferenciado – ilegalidad que ya investiga la justicia- del papel haciéndoles pagar mas caro dicho insumo a sus competidores, y desde luego, cercenar cualquier opinión contraria a sus intereses amenazando con dejar de vender el insumo a sus competidores.
Indudablemente, la encendida defensa de esta posición dominante es lo que motiva a los dos diarios mas vendidos del país a crear el cuento fantástico en el cual ellos son pobres victimas del demonio kirchnerista que pretende sancionar una ley para según dicen con fuerte dosis de cinismo “controlar” a los diarios.
La realidad marca que hoy en día ellos son quienes controlan la prensa escrita, y de aprobarse en el Congreso Nacional como seguramente ocurrirá, la ley que declarará de interés público la fabricación, comercialización y distribución de papel para diarios, avanzando sobre una situación de censura y desigualdad absoluta que existe en el sector.
Contrariamente a las mentiras que vienen repitiendo la sabana de Claudio Escribano y los casi 300 medios de Héctor Magnetto, este proyecto apuesta a “revertir una historia de inequidades en la distribución y en el costo del papel como bien expuso la Compañera diputada nacional Juliana Di Tullio en el plenario de comisiones.
Quienes hoy concentran el papel nos cuentan como su monopolio supuestamente no afecta la libertad de expresión, al tiempo que pretenden imponer una visión ficticia sobre como una ley que apunta a establecer un acceso igualitario al papel con un precio también igualitario, si lo hará.
Su postura resulta tan indefendible como esa posición de privilegio que ayer, con el dictamen de mayoría en el plenario de comisiones, empieza a resquebrajarse.



Compañero Ikal Samoa

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Los diarios y periódicos, grandes o pequeños, se alimentan de una materia básica: el papel. Cuando éste no está al alcance de todos, se produce una inequidad. Si alguien debe abonar un 50% más que otro, está en inferioridad de condiciones. Pero si además, se trata de un competidor, la situación es muy peligrosa. Existe el riesgo de que el dueño del papel domine la escena: decide a quién lo entrega, qué cantidad y a qué precio. Alguien se favorece, frente a la mayoría que se ve perjudicada seriamente.

Esa situación - que es dañina en cualquier actividad, y constituye una real deslealtad comercial en cualquier labor productiva o comercial - en el caso de la información pública, se traduce en una seria limitación a la libertad de informarse que constituye un derecho constitucional.

Eso es lo que ocurre desde 1976 con respecto a los diarios y periódicos en Argentina. Clarín, La Nación y La Razón, en complicidad con la dictadura, marginando al resto, se quedaron con la fabricación del papel. Quien quiera tener un diario debe abonar mucho más por ese insumo básico dependiendo precisamente de sus competidores.

Es absolutamente peligroso que un grupo domine la información que le llega a los ciudadanos, sin importar que existan la radio, la tv o Internet porque como bien explicó el contador Magnetto al frente del Grupo Clarín: “EL DUEÑO DEL PAPEL MANEJA LA INFORMACIÓN EN LA ARGENTINA”.

En una de sus publicidades, el magnético matutino expresa "LA VERDAD SE PUEDE TAPAR ... O PUEDE SER TAPA".

A confesión de parte ...

Saludos
Tilo, 70 años

Niño Errante dijo...

Que íncreble... Estos tipos no tienen cara, y los que "los escuchan", parecen no tener identidad propia.
Cordialmente,
Yo.

EnglishFrench German Spain Italian DutchRussian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified mesajes de amor y amistadtraductor banderas blogdocumentalesxo descargar un link