miércoles, 13 de abril de 2016

miércoles, 16 de marzo de 2016

La entrega.



Desde el gobierno la destacan como una brillante negociación con un acuerdo inmejorable.
Desde los espacios que juegan a la nueva moda de “la oposición responsable” – entiéndase algunos que tienen una retórica opositora que contrasta con sus prácticas en los espacios institucionales que ostentan-, señalan que no es el mejor arreglo, sino el posible.
Todo esto, en un clima instalado por los medios oficialistas, ahora casi todos, quienes fortalecen la campaña que más de un ministro, y el propio Mauricio Macri, vienen intentando exponer como pretensión única de validez: O acordamos con los Fondos Buitres, o el país va al abismo con las diez plagas de Egipto incluidas y un ajuste brutal – en términos reales el ajuste ya es brutal, con los más de 100 mil despidos entre los sectores público y privado en todo el país, sumados a la megadevaluación que aún ahora siguen presentando como “salida exitosa del cepo”, la aceleración catastrófica de la inflación de los últimos tres meses y el reciente tarifazo en materia de energía eléctrica entre otros; algo que no es calificado de esa forma porque como bien sabemos, las palabras tienen significado por aplicación histórica-.
En este contexto, y tras la no menor primera batalla ganada por el Ejecutivo al lograr cerrar las paritarias docentes Nacional; porteña; y bonaerense, la oposición nucleada en un Frente para la Victoria que por momentos parece unido con alfileres – el entramado es tan complejo que en la interna se discuten, los pases de factura por la derrota electoral del año pasado al mismo tiempo que el reordenamiento, las mezquindades, y las necesidades producto de las constantes presiones que ejerce el gobierno sobre las provincias-, intenta sentar una posición que da cuenta de todo lo que significa este acuerdo sobre el cual, pocas certezas viene dando el oficialismo.
Es que, el acuerdo, que en términos concretos implica que Argentina le debe pagar a los fondos buitres, quienes a su vez son apenas el 3,5% de ese 7% que no ingreso a los canjes de deuda de 2005 y 2010, en el tiempo y lugar impuestos por ellos con el aval de su juez amigo, Thomas Griesa, un monto que representa aproximadamente la mitad de lo que se le está pagando a quienes confiaron en el país ingresando a los canjes mencionados.
Es decir que a ese 3,5%, se le va a pagar el 50% de lo que se le está abonando a un 97%; algo que expone, siendo benévolo, una incapacidad manifiesta a la hora de negociar por parte del equipo económico actual.
Desde luego, y aunque se intente omitir o ridiculizar la voz opositora  del FpV, esta viene expresando lo antes dicho, y a su vez, da cuenta de las consecuencias venideras si, finalmente y como todo se encamina, el Congreso deroga las leyes “Cerrojo” y de “Pago Soberano”, y transforma en ley la entrega a los Buitres.
Consecuencias que en la misma sesión que continúa en Diputados, no han podido ser rebatidas por el oficialismo, como ser que no hay certeza alguna sobre los posibles juicios venideros tanto del 3,5% que aún no tiene acuerdo alguno con el país, como del 97% que habiendo ingresado al canje ahora podría ir en búsqueda del “Me too” – yo también quiero que me paguen lo que les pagaron a los otros porque me corresponde ser tratado de igual forma, sería el argumento legítimo que sólo necesita un juez que lo avale-, lo cual sería, lisa y llanamente, la destrucción de toda la reestructuración de la deuda y la vuelta al 2001 en términos de deuda externa para el país.
De hecho, en relación a esto último, cabe destacar que los representantes de los bonistas italianos ya han realizado una presentación judicial en Nueva York, en este sentido.
Es decir que el hecho de acceder al triunfo Buitre, al margen de implicar lo que es el plan de Macri y Prat Gay para pagarles - tomar deuda para saldar esa deuda con el argumento de que así, Argentina va a poder acceder al crédito internacional y van a venir las famosísimas inversiones de capitales privados que los economistas liberales siempre prometen y nunca llegan; eso al margen de la inexistencia de algún caso histórico en el cual un país allá prosperado mejorando la calidad de vida de sus habitantes y disminuyendo las desigualdades gracias a la inversión de capitales privados externos-, no sólo no da ninguna certeza respecto del futuro del país en materia de desendeudamiento, sino que tampoco implica la salida del default que prometen (porque para el oficialismo igual que para Griesa, Argentina está en cesación de pagos), dado que aún queda un 3,5% de acreedores afuera de todo tipo de arreglo.
No esta demás decir que como en sus ocho años de gestión en la CABA donde cuadruplico la deuda de una Ciudad que hasta su llegada era superavitaria, el plan de Macri es volver a endeudar al país para supuestamente, generar un crecimiento del sector privado; algo que los argentinos ya vivimos cuando ese crecimiento no generó desarrollo alguno, y como contrapartida del endeudamiento se le imponían al país brutales ajustes como los que ya están en carpeta de los organismos multilaterales de crédito; ansiosos por prestarle a la Argentina.

lunes, 28 de diciembre de 2015

Feliz año nuevo para todos.




“Nada grande se puede hacer con la tristeza”.
                                          Arturo Jauretche

jueves, 17 de diciembre de 2015

Megadevaluación.



Hoy es el día en que los trabajadores perdemos, al menos, el 50% de nuestro poder adquisitivo, al tiempo en que vemos el inicio de la toma de deuda externa calculada a nivel oficial en 25 mil millones, a fin de pagar la fiesta del mercado especulativo y las monumentales ganancias de los sectores agro exportadores.
Todo ello por decisión de la administración Macri, y digo administración porque como bien dijo su ministro de Finanzas, Alfonso de Prat Gay, ayer, el valor del dólar lo va a fijar el mercado; es decir que las decisiones sobre el uso de una de las herramientas centrales de la economía, lisa y llanamente, las va a tomar el Poder Económico, mientras que el Ejecutivo sólo se encargará de llevarlas a la práctica.
En ocho días de administración, Mauricio Macri ha dado a conocer una cierta cantidad de medidas, que no harán otra cosa que poner en práctica la transferencia de recursos de los sectores asalariados a los sectores oligarcas; agroexportadores; y financieros, más brutal de los últimos 14 años.

martes, 15 de diciembre de 2015

Más Hood Robin que nunca.








Las primeras medidas del gobierno macrista - instrumentadas por medio de decretos de necesidad y urgencia-; todas favorables a los sectores concentrados de la economía, y cuyas consecuencias impactarán en el bolsillo de los asalariados.
El ajuste está en marcha, con un monumental blindaje de medios y periodistas que tiran cortinas de humo, y venden el discurso de autoayuda alegre de Macri, mientras el salario de los trabajadores sufre las consecuencias de la estampida inflacionaria que el INDEC de Cambiemos, ya avisó, no medirá.
¡Bienvenidos a la Revolución de la Alegría de Hood Robin!

jueves, 10 de diciembre de 2015

Jura y discurso.

Resumen del discurso de Macri ante la Asamblea Legislativa, tras su jura como presidente de la Nación.
Vamos juntos. Pobreza cero. Vamos juntos. Corrupción cero. Alegría cien. Dialogo cien. Vamos juntos. Equipos. Podemos ser felices. Narcotráfico cero. Ayudenme con su fe. Idiología cero. Frondizi. Mentiras cero. Libertad de pensamiento. Vamos juntos. Los voy a ayudar a ser felices. El arte del acuerdo. Si se pudo. Vamos juntos. Vamos a ser imparables. Viva Argentina. Gracias.

Por la puerta mas grande.


Por siempre, gracias Cristina.
EnglishFrench German Spain Italian DutchRussian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified mesajes de amor y amistadtraductor banderas blogdocumentalesxo descargar un link