martes, 10 de mayo de 2011

Un modelo que genera trabajo digno.

Ayer por la noche el Compañero Ministro de Trabajo Carlos Tomada estuvo en el canal C5N y entre otros temas hizo referencia a uno, que aunque no se nos presenta como revelador, no debemos perderlo de vista a la hora de valorar con justeza nuestro Proyecto Nacional.
Entre tantos logros que supimos conseguir del 2003 a la fecha en materia laboral, no menores por cierto - 5 millones de nuevos puestos de trabajo; reducción extraordinaria de la tasa de desempleo; la vuelta a las paritarias que nos permiten la movilidad salarial ascendente; etcétera-, es importante destacar el enorme avance en la lucha contra el trabajo ilegal.
Es que aún siendo concientes de la complejidad que acarrea ésta lucha, dado que como expusiera Tomada “el trabajo no registrado no es una cosa homogénea, no es en empresas de las mismas características, de la misma actividad. Pero tenemos que hablar del trabajo rural, de sectores textiles, o el trabajo en casas particulares como algunos de los sectores”, la misma se continúa desarrollando con políticas concretas.
Ahora bien, el valor de esas políticas radica en un trabajo conjunto de varios sectores del Estado, pero también en saber analizar las vergonzosas políticas pasadas que llevaron a que el trabajo ilegal representara el 49,7 por ciento de todo el trabajo a comienzos de 2003.
En este sentido, el Compañero rememoró que “hemos vivido tiempos de crecimiento económico con desempleo, hemos vivido períodos de crecimiento muy moderado, o negativo, con incremento del trabajo informal. ¿De dónde venimos? Esto es muy importante, porque venimos de un período de casi 30 años en el que el trabajo no registrado lo único que hizo fue crecer, con todos los gobiernos y con todas las políticas económicas hasta llegar al 49,7 por ciento” dando cuenta del nefasto panorama que nos dejaron los gobiernos anteriores, y luego señaló que por primera vez, en 30 años, bajó el trabajo ilegal.
Pero ello no fue algo casual; no fue el viento de cola que nos vienen a contar los que llevaron el país a la ruina, porque como dijera el Ministro, se logró “en virtud de las políticas que se aplicaron -de crecimiento económico con inclusión social, de crecimiento que abarcaba a todas las categorías-, no solamente se crearon cinco millones de puestos de trabajo nuevos sino que además el empleo no registrado bajó por primera vez en 30 años del 49,7 al 34 por ciento: 15 puntos porcentuales”.
Y esas políticas que se aplicaron, como fue dotar a la AFIP de los elementos para un mayor y mejor control; o los propios programas de blanqueo de trabajadores; e inclusive los programas generados desde el Estado como el de las cooperativas de trabajo, han sido las claves para que nuestro Gobierno sea el primero en tres décadas que baja el trabajo ilegal en 15 puntos.
Indudablemente son éste modelo económico y su resultante directo, el crecimiento con desarrollo e inclusión social, los fundamentos aplicados para haber obtenido tan magnifico logro, y para seguir avanzando en la construcción de un país más equitativo; con mayor justicia social, y en el que los trabajadores obtengan lo que les corresponde como motor central e irremplazable del país.



Compañero Ikal Samoa

1 comentario:

Unfor dijo...

Es notorio como el gobierno arremete en éstos terrenos de trabajo informal y ni hablar, de esclavo.
No me cabe duda que las cifras irán mejorando aún.
Este es otro proyecto a los vaciadores que soportamos por décadas, y las cosas se van a tener que ir adecuando a su impronta.

EnglishFrench German Spain Italian DutchRussian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified mesajes de amor y amistadtraductor banderas blogdocumentalesxo descargar un link